CALENDARIO ROMANO

uhr online reloj pagina web

domingo, 19 de febrero de 2012

MONUMENTOS DE ROMA (IV): EL PALATINO Y EL FORO TRAJANO

En primer lugar, el Palatino, complejo que comenzó a construir Domiciano como residencia imperial, aunque mucho antes era residencia de patricios y otros emperadores. Allí se creyó encontrar bajo las ruinas del palacio de Augusto la cueva del Lupercal, donde según dice la tradición, Rómulo y Remo fueron amamantados. Es decir, en esta colina encontramos el origen de Roma, mucho más que metros más abajo, en el foro romano.


Unos siglos más tarde, ya a finales del siglo I, Domiciano construyó el complejo imperial. Domiciano fue el último de los Flavios. No supo o no quiso ganarse el apoyo de los patricios y los senadores y, para estos, su gobierno fue una tiranía; celebraron su asesinato.


Y mucho más la llegada de una nueva dinastía con Trajano y Adriano.
Aquí tenemos el foro de Trajano. Era el espacio oficial y propagandístico de la política de Trajano. Su objetivo: la gloria del emperador Trajano. El material utilizado: mármol.
Trajano es considerado por casi todas las fuentes el mejor de los emperadores. Como decía Plinio el joven: "vivimos en el mejor de los tiempos... con el mejor de los príncipes" o su amigo Tácito recordando los tiempos de Domiciano con ese estilo genial que le caracteriza: "Rara temporum felicitate, ubi sentire quae velis, et quae sentias dicere licet". Rara felicidad de estos tiempos en que se puede pensar lo que se quiera y se puede decir lo que se siente.
De todos es sabido que Apolodoro, su arquitecto, tuvo que destruir una colina entera para conseguir un espacio en el centro de Roma para esta gran obra. Si pensamos que no tenían excavadoras, podemos imaginar que necesitó de una mano de obra humana enorme y una gran organización para conseguir hacerlo en unos pocos meses. Sólo Roma podía hacer eso.


La famosa columna de Trajano es una de las grandes obras escultóricas que Roma nos ha proporcionado. Es la máxima expresión del relieve conmemorativo.


 


















Aquí tenéis un enlace en inglés con la iconografía completa de la columna.

COLUMNA TRAJANA

Y por supuesto, como contrapunto, los mercados de Trajano.


Construidos en ladrillo, el espacio comercial para el pueblo. 


Trajano era un romano, aunque fuera de Hispania, y representaba todas sus cualidades. Con él el imperio alcanzó su máxima expansión. Y Roma le recuerda y le recordará hasta el fin de los tiempos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada